Las vitaminas necesarias a partir de los 60 años

Señora mayor comiendo manzana

Con el paso de los años, el cuerpo y sus necesidades van cambiando. Por ese motivo, en cada etapa de la vida se requieren diferentes vitaminas y nutrientes para mantener una buena salud. Si bien la mejor manera de obtenerlos es mediante una dieta saludable y equilibrada, a algunas personas mayores se les hace difícil porque tienen menos hambre, no pueden encontrar los alimentos adecuados o desarrollan problemas para masticar y digerir.

En estos casos, los suplementos pueden ser grandes aliados para mantener una buena salud, pero siempre hay que consultar con el médico para encontrar la mejor solución para cada persona. También es esencial controlar que los suplementos no interfieran con cualquier otro medicamento que se esté tomando.

Acá te dejamos algunas de las vitaminas que más se aconsejan para las personas mayores:

Vitamina D: Algunas personas adultas no se exponen al sol lo suficiente para producir cantidades óptimas de vitamina D. Esta deficiencia es muy importante porque puede contribuir al desarrollo de osteoporosis. La vitamina D es esencial para tener huesos fuertes y para protegernos de enfermedades autoinmunes. La luz solar es la fuente principal, pero también puede encontrarse en alimentos como el salmón, las yemas de huevo y los champiñones.

Vitamina B12: Con el paso de los años, al organismo le resulta más difícil absorber la vitamina B12, que ayuda a mantener la salud de las células nerviosas y sanguíneas. Este nutriente esencial puede encontrarse en alimentos como hígado, sardinas y huevos.

Citrato de calcio: Este nutriente es particularmente importante para las mujeres posmenopáusicas, ya que su capacidad para absorber calcio disminuye con los años. Entre los alimentos ricos en calcio se encuentran los cereales fortificados, el queso, la leche y el yogur.

Ácido fólico: El ácido fólico ayuda a producir glóbulos rojos. Por lo tanto, la deficiencia de este nutriente puede causar anemia, que tiene síntomas como debilidad y cansancio. Podés encontrarlo en verduras de hoja verde, lentejas y banana.

Probióticos: Técnicamente no son vitaminas ni minerales, pero los probióticos están en auge porque ayudan a mantener la salud de los sistemas digestivo e inmunológico. Podés encontrarlos en bebidas y alimentos fermentados, como el chucrut y el kimchi, un superalimento coreano a base de col.

Para que tu salud y la de tu familia estén completamente cubiertas, siempre podés contratar un buen seguro médico que te brinde la tranquilidad de saber que están todos protegidos ante cualquier eventualidad. Si te interesa averiguar más, leé sobre nuestro Seguro de Salud y nuestro servicio de asistencia para adultos mayores

Y, para concluir, tené siempre presente que podés hacer mucho más que tomar vitaminas para envejecer bien y con alegría. Leé nuestro artículo para conocer las actividades que ayudan a mantener el cerebro activo.

Seguro de Auto

Cotizá el seguro de tu auto de la forma más simple con el mejor precio.

COTIZAR  

Seguro de Hogar

Un seguro accesible para que cuides de tu casa de forma integral.

COTIZAR  

Gestión online

Gestioná tus pólizas fácilmente desde nuestros canales digitales.

INGRESAR  

Últimos artículos


26 Jun 2019 Casa

Ganá espacio con estos grandes consejos para hogares chicos

Elegir una vivienda chica tiene muchas ventajas, como necesitar menos muebles, dedicar menos tiempo a la limpieza y gastar menos en facturas. Sin embargo, el espacio es limitado y, por lo tanto, hay que recurrir al ingenio para aprovecharlo bien.

26 Jun 2019 Bienestar

Nuestros mejores consejos para empezar a correr con tu perro

El trabajo, los compromisos familiares y los quehaceres diarios se llevan la mayor parte de nuestro día, por lo cual muchas veces es difícil encontrar tiempo para hacer actividad física.

26 Jun 2019 Auto

Guía rápida para el mantenimiento de los neumáticos

Controlar el buen estado de las ruedas del auto es muy importante. Su funcionamiento adecuado te permite mantener la seguridad, proteger al medioambiente e, incluso, prevenir gastos innecesarios.