Primeros auxilios en la cocina: cómo actuar ante accidentes leves

Primeros auxilios en la cocina: cómo actuar ante accidentes leves

La cocina es el sector de la casa donde ocurren casi todos los accidentes domésticos. Por eso, es esencial saber actuar en situaciones inesperadas. En esta nota te contamos qué hacer ante estos accidentes lo más rápido posible.  

Si te quemás

Las quemaduras son accidentes domésticos muy frecuentes. Por ejemplo, se puede derramar agua hirviendo, podés agarrar algo caliente o te puede saltar aceite de la sartén. En esos casos, poné la herida inmediatamente bajo agua fría de la canilla (no demasiado fría) durante el máximo tiempo posible. Mantené la zona limpia, ponete una crema específica para quemaduras y cubrila con un parche de algodón o gasa. Cambiá el vendaje seguido para mantener la herida limpia y evitar infecciones y cicatrices.

Si la quemadura es muy grande, o si la herida o las ampollas permanecen abiertas, buscá ayuda médica inmediatamente.

Si te cortás

Si te llegas a realizar algún tajo con algo filoso en la mano, lavá la herida de inmediato con agua fría para prevenir una infección. Ponete un vendaje limpio y hacé presión directa sobre la herida hasta que deje de sangrar. Cuando haya parado, desinfectá la zona lesionada y cubrila con otra venda limpia. En el caso de que la herida no deje de sangrar o sea muy profunda,  buscá ayuda médica ya que podría necesitar puntos.

Recordá que si querés asegurarte de que vos y tu familia estén protegidos, es un buen momento para contratar el Seguro de Salud de La Caja. Además de tener cobertura por enfermedad y accidentes, contás con el Servicio de Telemedicina las 24 hs del día, sin moverte de tu casa.

Si te resbalás 

Cuando estés en la cocina es importante tener el piso limpio y seco. Un charco de agua o una mancha de salsa en el suelo pueden hacer que te resbales fácilmente. Si te caés, asegurate de no tener ninguna lesión antes de levantarte. Ponete de pie con la ayuda de una silla, mesa o algo que te ayude a sostenerte. Sentate unos minutos para ver cómo te sentís. Si está todo en orden, volvé a la tarea. Si sentís mareos o algún dolor en particular a causa de la caída, pedí ayuda. Si el dolor es muy fuerte, es importante acudir a un médico para chequear que esté todo bien y evitar mayores problemas. 

Si se te irritan los ojos

Picar ingredientes, como por ejemplo cebollas, puede causar ardor en los ojos. Sin embargo, también el vapor del microondas o del horno pueden causar irritación. Si te pasa, lavate bien las manos antes de enjuagarte los ojos con agua fría. No los aprietes mucho ni los frotes. Si la irritación continúa por un tiempo prolongado o comenzás con algún problema en la vista, es importante que acudas a un especialista.

Con estos simples consejos vas a evitar problemas muy comunes en tu hogar. Cuando se trata de nuestra salud, es fundamental tomar todos los recaudos posibles. Después de todo, tu salud y la de tu familia son lo más importante.

 

Seguro de Auto

Cotizá el seguro de tu auto de la forma más simple con el mejor precio.

COTIZAR  

Seguro de Hogar

Un seguro accesible para que cuides de tu casa de forma integral.

COTIZAR  

Gestión online

Gestioná tus pólizas fácilmente desde nuestros canales digitales.

INGRESAR  

Últimos artículos


12 Ago 2020 Auto

Protegé tu moto y bicicleta del frío con estos consejos

Muchas personas creen que el mal tiempo no afecta a las motos ni a las bicicletas. Sin embargo, el invierno presenta riesgos para estos medios de transporte. Las lluvias, el frío y el viento pueden generarles daños.

07 Ago 2020 Bienestar

7 útiles consejos para proteger tu vista

Cuidar nuestros ojos es muy importante para que funcionen bien. Sin embargo, muchas personas no prestan atención a la salud ocular hasta que detectan algún problema en la vista.

03 Ago 2020 Casa

Consejos para combatir pequeños incendios en casa

Los incendios domésticos pueden ser peligrosos si no los controlamos a tiempo. En los últimos años, el consumo de energía aumentó casi seis veces y es por eso que los incendios más comunes suelen ocurrir por fallas eléctricas en instalaciones sobreexigidas.